Las guerrillas de dos minorías étnicas firman un alto al fuego en Birmania BIRMANIA MINORÍAS

Las guerrillas de dos minorías étnicas firman un alto al fuego en Birmania

14 de febrero de 2018

Bangkok, 14 feb (EFE).- Las guerrillas de dos minorías étnicas de Birmania (Myanmar) firmaron un alto al fuego nacional promovido por el gobierno, que espera reavivar el proceso de paz pese a que siguen los combates en el noreste del país, informó hoy la prensa estatal.

Las guerrillas del Partido del Nuevo Estado Mon y de la Unión Democrática Lahu se unieron al acuerdo suscrito por otras ocho de la veintena de organizaciones armadas activas en Birmania en una ceremonia celebrada este martes en Naypyidaw.

El alto al fuego de ámbito nacional fue impulsado por el anterior gobierno promilitar y retomado por el actual gobierno encabezado por la Nobel de la Paz Aung San Suu Kyi.

La Consejera de Estado, que ejerce de líder de facto del gobierno, se propuso la paz como una de sus prioridades al asumir el cargo hace dos años pero su mandato ha coincidido con los peores combates en años en el noreste del país.

"El alto al fuego nacional no es el fin del proceso de paz. Es el inicio (...) del diálogo político, de la reducción de los conflictos armados", dijo Suu Kyi, según el diario Global New Light of Myanmar.

Suu Kyi preside la conferencia de paz "Panglong siglo 21" iniciada en agosto de 2016 pero que está estancada desde mayo del año pasado.

El Ejército birmano mantiene los enfrentamientos en varios puntos a lo largo de la frontera con China contra las guerrillas de las minorías Kachin, Ta'ang y Kokang.

Estos conflictos han quedado en un segundo plano ante la persecución que sufre la minoría musulmana rohinyá, que a diferencia del resto no tiene reconocida la ciudadanía y sufre desde hace años todo tipo de discriminaciones.

Una mayor autonomía es la reivindicación principal de casi todas las minorías étnicas, incluidos chin, kachín, karen, kokang, kayah, mon, rakáin, shan y wa, y que juntas representan más del 30 por ciento de los 53 millones de habitantes del país.

Birmania ha estado gobernada por el Ejército desde 1962 hasta 2011, cuando empezó una transición tutelada por los militares que desembocó en las elecciones de 2015 que ganó el movimiento democrático de Suu Kyi.