ÚLTIMAS NOTICIAS:
  • PERÚ CORRUPCIÓN

    La fuga a España del exjuez del supremo acusado de corrupción abre cisma en Perú

    18 de octubre de 2018

    Lima, 18 oct (EFE).- La fuga a España del exjuez César Hinostroza, acusado de liderar una gran trama de corrupción en la judicatura, siguió causando hoy conmoción en Perú y un cisma entre Gobierno, Congreso y Fiscalía, que no cesaron en la jornada de intercambiar acusaciones sobre la responsabilidad de la huida.

    La revelación de que el exmagistrado había llegado este miércoles a Madrid dejó en completo segundo plano la liberación de Keiko Fujimori, principal líder de la oposición, tras una semana detenida por un presunto delito de lavado de activos.

    Hinostroza burló una orden judicial de impedimento de salida del país para escapar antes de que la Fiscalía lo procesara, aprovechando que el Congreso dilató la entrega del expediente al Ministerio Público.

    El Congreso aprobó destituir e inhabilitar por diez años a Hinostroza el 4 de octubre, mismo día en que acordó denunciarlo penalmente por patrocinio ilegal, tráfico de influencias, negociación incompatible y organización criminal.

    Sin embargo, no envió el documento a la Fiscalía hasta este martes 15, cuando ya habían saltado los rumores de una posible fuga de Hinostroza, quien salió del país por la frontera con Ecuador el domingo 7, día de elecciones regionales y municipales en Perú.

    Tanto la Fiscalía como el Gobierno, donde ya dimitió el ministro del Interior, Mauro Medina, culpan al Congreso por no haber remitido inmediatamente la denuncia, pero el Legislativo, dominado con mayoría por el fujimorismo, carga contra los magistrados y el Ejecutivo.

    Aunque el presidente del Congreso, el fujimorista Daniel Salaverry, pondrá a votación la destitución de los funcionarios encargados del trámite, aseguró que no tiene pensado dimitir.

    Asimismo, la portavoz fujimorista Úrsula Letona afirmó que el responsable de cuidar las fronteras es el Ministerio del Interior y que la Fiscalía podía haber tomado medidas sin necesidad de tener el expediente en sus manos.

    Sin embargo, el fiscal supremo Pablo Sánchez, a cargo del caso, indicó al Canal N que no podía hacer nada sin tener el documento en su poder.

    Por su parte, el presidente de Perú, Martín Vizcarra, consideró que el Ejecutivo ya asumió responsabilidades con la dimisión del ministro del Interior y exigió que hagan lo propio "quienes blindaron y dejaron de actuar durante varias semanas".

    "Los peruanos saben quiénes se dedicaron semana tras semana no solo a proteger a los responsables de actos de corrupción sino también a bloquear las investigaciones. Parece que se ha tenido que constatar que este delincuente está fuera del país para recién dictar la orden de captura correspondiente", lamentó Vizcarra.

    El mandatario peruano manifestó su seguridad en que España no protegerá a Hinostroza, por lo que el Gobierno inició hoy mismo los trámites para intentar repatriar a Hinostroza lo antes posible.

    El Ministerio de Relaciones Exteriores envió hoy al diplomático César Bustamante, director general de comunidades peruanas en el exterior y asuntos consulares, para activar los mecanismos de cooperación con España que permitan una rápida expulsión de Hinostroza.

    Sin embargo, el exjuez ha pedido asilo ante la Brigada de Extranjería de la Policía Nacional en Madrid, según confirmaron hoy a Efe fuentes del Ministerio del Interior de España.

    De momento, y hasta que no se resuelva el expediente y se decida si se acepta tramitar su solicitud, Hinostroza no puede ser entregado a Perú.

    Asimismo, la orden de captura internacional fue dictada al filo de la medianoche de este miércoles por la Corte Suprema de Perú, por lo que, al parecer, todavía se está analizando en la central de la agencia policial internacional Interpol en Lyon.

    La primera reacción política desde España llegó del secretario general de Podemos, Pablo Iglesias, quien en la red social Twitter aseguró que exigirá al Gobierno presidido por Pedro Sánchez que siga el caso con atención porque "las acusaciones que pesan sobre Hinostroza son muy graves".

    Hinostroza, que presidía la Segunda Sala Penal Transitoria de la Corte Suprema de Justicia de Perú, era el juez de mayor entidad de "Los cuellos blancos del puerto", como se conocía a una amplia red de tráfico de influencias, favores y prevaricación de la que también participaban políticos y empresarios.

    El escándalo saltó al publicarse una serie de grabaciones telefónicas en las que se escucha a Hinostroza negociar prebendas y favores, como en una conversación donde ofrece la absolución para el violador de una niña de 11 años.

    El caso provocó la destitución por completo del Consejo Nacional de la Magistratura y de gran parte de los jueces de la Corte Superior de Justicia del Callao.

    La Interpol activa notificación de captura del exjuez peruano fugado a España

    Lima, 18 oct (EFE).- La Interpol activó hoy la "notificación roja" para la captura internacional del destituido juez supremo peruano César José Hinostroza Pariachi, quien se fugó este miércoles a España mientras es investigado por presuntamente liderar una red de corrupción en la Judicatura.

    El Ministerio el Interior (Mininter) informó, en un comunicado, que la Interpol tomó la medida contra Hinostroza por la presunta comisión de los delitos de patrocinio ilegal, tráfico de influencias, negociación incompatible y organización criminal.

    "La notificación roja fue emitida hoy bajo el número de control A-11061/10-2018 tras la disposición del Juzgado Supremo de Investigación Preparatoria que ordenó su detención preliminar por el plazo de 10 días", detalló.

    Según la orden, a Hinostroza se le imputa ser el líder de una organización criminal dedicada a realizar nombramientos y ratificaciones ilegales en el Poder Judicial peruano, utilizando su alto cargo, precisó el Mininter.

    Además, se le atribuye haber realizado coordinaciones ilícitas con el Consejo Nacional de la Magistratura (CNM) para patrocinar a un juez en un proceso de ratificación.

    También haber apoyado de manera clandestina la "mejora laboral" de una funcionaria en la Corte Superior del Callao, y haber realizado negociaciones para la contratación incompatible de personal en la segunda Sala Penal Transitoria de la Corte Superior de Justicia.

    Hinostroza abandonó Perú el 7 de octubre por los controles del principal puesto fronterizo con Ecuador, según mostraron dos videos difundidos hoy por la Superintendencia Nacional de Migraciones.

    Esto sucedió a pesar de que sobre el exjuez existía una orden judicial de impedimento de salida del país, aunque no un proceso abierto ni una orden de detención.

    Perú ofreció una recompensa de 12.000 dólares por información que permita su ubicación y captura, tras confirmarse que este miércoles llegó a España, según confirmaron fuentes oficiales de ambos países.

    Sobre Hinostroza pesa desde este miércoles una orden de captura internacional, dictada al filo de la medianoche, luego de que se conociera que burló la orden de impedimento de salida del país antes de que la Fiscalía lo procesara, aprovechando que el Congreso dilató la entrega del expediente al Ministerio Público.

    Por ello, tanto la Fiscalía como el Gobierno, donde ya dimitió el ministro del Interior, Mauro Medina, culpan al Congreso por no haber remitido inmediatamente la denuncia, pero el Legislativo, dominado por el fujimorismo, carga contra los magistrados y el Ejecutivo.

    Hinostroza, que presidía la Segunda Sala Penal Transitoria de la Corte Suprema de Justicia de Perú, era el juez de mayor entidad de "Los cuellos blancos del puerto", nombre de esta amplia red de tráfico de influencias, favores y prevaricación de la que también participaban políticos y empresarios.

    Por ese caso se destituyó por completo al Consejo Nacional de la Magistratura (CNM) y a jueces de la Corte Superior del Callao, entre ellos su presidente, Walter Ríos, quien está en prisión, además de causar la dimisión del entonces ministro de Justicia, Salvador Heresi, y del presidente del Poder Judicial, Duberlí Rodríguez.

    Legisladora fujimorista presenta acusación contra el fiscal por fuga del exjuez

    Lima, 18 oct (EFE).- La legisladora fujimorista Yeni Vilcatoma informó hoy que presentó una denuncia constitucional contra el fiscal supremo Pablo Sánchez, por considerarlo responsable de la fuga hacia España del exjuez César Hinostroza, señalado de liderar una red de corrupción en la Judicatura.

    "Acabo de presentar una denuncia constitucional contra el fiscal Pablo Sánchez por delito de omisión, rehusamiento o demora de actos funcionales por la fuga de Hinostroza", señaló Vilcatoma en un mensaje en su cuenta en Twitter.

    Agregó que ha tomado esta medida porque "se tiene que identificar y sancionar a todos los responsables" de la fuga de Hinostroza.

    Sánchez, quien hasta julio pasado fue fiscal general de Perú, solicitó este miércoles al Poder Judicial que ordene la detención preliminar de Hinostroza, después de que se había confirmado su fuga a España.

    Sánchez remarcó que solo a las 10.30 horas del miércoles (15.30 GMT) el actual fiscal de la Nación (fiscal general), Pedro Chávarry, le notificó sobre la denuncia constitucional que aprobó el Congreso contra el exjuez el pasado 4 de octubre.

    "A mí me sorprendió, pero había que tramitarlo. Actué de inmediato. Pedí un informe a la Policía y he pedido la detención al juez supremo Hugo Núñez Julca, sustentado en las copias del expediente que vino del Congreso", aseguró.

    Tras el pedido, un juez ordenó la detención preliminar de Hinostroza y su captura internacional, por lo que hoy la Interpol activó la "notificación roja" para la captura internacional del exjuez por la presunta comisión de los delitos de patrocinio ilegal, tráfico de influencias, negociación incompatible y organización criminal.

    Hinostroza abandonó Perú el 7 de octubre por los controles del principal puesto fronterizo con Ecuador, según mostraron dos vídeos difundidos hoy por la Superintendencia Nacional de Migraciones.

    Esto sucedió a pesar de que sobre él existía una orden judicial de impedimento de salida del país, aunque no un proceso abierto ni una orden de detención.

    Tanto la Fiscalía como el Gobierno, donde por el caso renunció el ministro del Interior, Mauro Medina, culpan al Congreso por no haber remitido inmediatamente la denuncia, pero el Legislativo, dominado por el fujimorismo, carga contra los magistrados y el Ejecutivo.

    Esto llevó a que el Congreso citara para hoy al primer ministro, César Villanueva, y al ministro de Justicia y Derechos Humanos, Vicente Zeballos.

    Villanueva, que permaneció durante unas 5 horas en el Congreso, enfatizó que la fuga de Hinostroza "es un hecho concreto donde hay responsabilidades compartidas en diferentes instituciones".

    "Si no sabemos manejar una crisis de esta naturaleza, que viene a ser una crisis política, moral, una crisis de valores, qué enseñanzas pueden tener nuestros alumnos cuando un juez supremo, que ocupó los más altos cargos, aparece evadiéndose como un delincuente corriente", remarcó,

    El primer ministro también señaló que el Gobierno tenía desde el pasado 7 de octubre "la evidencia real" de la fuga del exjuez y que comenzó a investigar la posible ruta que siguió.

    "Un impedimento (de salida) puede permitirle pasear por todo el país. Para una detención se necesita de una autorización especial que emana, primero, el Ministerio Público, y segundo, el Poder Judicial", remarcó.

    Hinostroza, que presidía la Segunda Sala Penal Transitoria de la Corte Suprema de Justicia de Perú, era presuntamente el juez de mayor entidad de "Los cuellos blancos del puerto", nombre de esta amplia red de tráfico de influencias, favores y prevaricación de la que también participaban políticos y empresarios.

    Por ese caso se destituyó por completo al Consejo Nacional de la Magistratura (CNM) y a jueces de la Corte Superior del Callao, entre ellos su presidente, Walter Ríos, quien está en prisión, además de causar la dimisión del entonces ministro de Justicia, Salvador Heresi, y del presidente del Poder Judicial, Duberlí Rodríguez.