ÚLTIMAS NOTICIAS:
  • IGLESIA ABUSOS

    Decenas de personas protestan contra los abusos junto al Vaticano

    03 de octubre de 2018

    Ciudad del Vaticano, 3 oct (EFE).- Decenas de personas, muchas de ellas víctimas de abusos sexuales por parte de religiosos, protestaron hoy junto al Vaticano y acusaron al Gobierno italiano de no controlar a las autoridades eclesiásticas que ocultaron casos de este tipo.

    Convocados por la asociación "Rete l'Abuso" (Red de abusados), las víctimas se congregaron cerca del Castel Sant'Angelo, a pocos metros de la plaza de San Pedro, con pancartas alusivas como "Romper el muro del silencio vaticano" o "Basta de excusas, basta de perdón"

    La asociación pide que no sea la Iglesia católica, sino las autoridades italianas, las que gestionen los escándalos de abusos porque de otro modo no son juzgados, sino escondidos.

    El presidente de este grupo, Francesco Zanardi, explicó a Efe que dentro de dos días presentarán una denuncia oficial contra el Ejecutivo italiano por incumplimiento de normas europeas e internacionales como el Convenio de Lanzarote para la protección de los niños contra abusos sexuales.

    "El gobierno italiano viola el Convenio de Lanzarote, que no permite que se celebren juicios canónicos en territorio italiano", señaló.

    En la manifestación participaron víctimas de abusos que llevaban camisetas blancas con la indicación de la edad en la que sufrieron las violaciones o abusos

    "En Italia nada se mueve a pesar de todo lo que dice Francisco cuando habla de tolerancia cero. La realidad italiana es escandalosa porque hay un silencio total de la prensa, Italia es una isla feliz para los pederastas" comentó Piero Brogi, violado a los nueve años.

    Otro manifestante, Arturo Borrelli, contó la historia de su violador que seis años después de su denuncia seguía impartiendo catecismo con un nombre falso a 800 kilómetros de Nápoles, donde en 2010 ocurrió la violencia.

    Uno de los casos que defiende la "Rete l'Abuso" es el del Instituto Provolo de Verona, región de Véneto. En 2014, una delegación de antiguos alumnos sordos se reunió con el papa en el Vaticano para entregarle una carta con los nombres de los 25 sacerdotes presuntamente pederastas que había en ese centro.

    La asociación pidió en la manifestación que Francisco, "después de todos estos años de anuncios vacíos, empiece a castigar a los obispos que están escondiendo los casos de abusos", comentó Zanardi.