ÚLTIMAS NOTICIAS:
  • BOLIVIA SÍMBOLOS

    Destituyen al jefe de la Casa Militar de Bolivia por el robo de una joya nacional

    09 de agosto de 2018

    La Paz, 9 ago (EFE).- El jefe de la Casa Militar de Bolivia, el general Alberto Mansilla, fue destituido por el robo de la medalla presidencial del país, una joya nacional que fue robada a un uniformado frente a un prostíbulo y recuperada en una iglesia, informó hoy el Ejército boliviano.

    "Lo que ha hecho el comando en jefe es emitir una nota al comando del Ejército para que se apliquen nuestros reglamentos. En el día ha sido destituido de su cargo el jefe de la Casa Militar", expresó el comandante en jefe de las Fuerzas Armadas de Bolivia, Yamil Borda, en conferencia de prensa.

    El jefe de la Casa Militar, una oficina del Ejército dentro del Palacio de Gobierno de Bolivia, y su equipo son responsables de custodiar la medalla y la banda presidencial cuando son trasladas desde la cámara de seguridad del Banco Central de Bolivia, donde están guardados estos símbolos.

    La medalla y la banda fueron robadas el pasado martes del auto de un teniente, uno de los militares encargados de llevar la joya nacional en un vuelo hasta la ciudad boliviana de Cochabamba para que el presidente de Bolivia, Evo Morales, la usara en el acto por el día de las Fuerzas Armadas bolivianas.

    El militar aparcó su vehículo en una zona de prostíbulos cerca del aeropuerto de El Alto, ciudad vecina de La Paz.

    Sobre la situación del teniente encargado de llevar estos símbolos presidenciales a Cochabamba, el mando militar señaló que el Ejército tomará una decisión sobre su situación.

    "Nosotros vamos a actuar sin encubrir ni cubrir nada", remarcó el oficial.

    Asimismo, agregó que este hecho "sobrepasa la imaginación de cualquiera" y la sanción debe ser proporcional a lo sucedido.

    "Ha empañado la imagen de las Fuerzas Armadas y ha empañado nuestro aniversario y en esa proporción debe ser el castigo", enfatizó Borda.

    El presidente Morales pidió este jueves un "castigo ejemplar" para los militares que tenían la responsabilidad de custodiar la medalla presidencial.

    La medalla fue encontrada ayer después que una llamada anónima alertara que fue depositada en el atrio de una iglesia en La Paz.

    El teniente fue detenido y es imputado por la Fiscalía por los delitos de incumplimiento de deberes, conducta antieconómica y destrucción o deterioro de la riqueza o patrimonio nacional.

    En la noche del martes, la Policía detuvo a un peruano por la supuesta relación con el robo y busca a otros tres sospechosos.

    La medalla está considerada una joya única en América, según la Sociedad de Investigación Histórica de Potosí (Bolivia), para quien "el valor monetario de esta pieza es incalculable".